Imprimir

Biblioteca de Mojoneras “vive mejor realidad” que la de Los Mangos

Escrito por REDACCIÓN AZ NOTICIAS on . Posted in Puerto Vallarta

Una recibe todo el apoyo y subsidio por parte del gobierno municipal y la otra para subsistir realiza talleres, cursos y subastas, además de que renta varios de sus espacios durante todo el año


Por José Guadalupe García

Las realidades que viven las únicas dos bibliotecas públicas de Puerto Vallarta son totalmente diferentes y contrastantes.

Por un lado, la biblioteca “Ciudades Hermanas” ubicada en las inmediaciones de la colonia Mojoneras, aunque es más pequeña y brinda su servicio a menos personas durante el trascurso del día, sí  recibe apoyo económico por parte del gobierno municipal, mientras que la de “Los Mangos”, situada sobre la avenida Francisco Villa carece de este sustento, a pesar de que este recinto tiene mayores necesidades, por ser más grande y dar más atención a la ciudadanía.

Fundada como una asociación civil el 18 de noviembre de 1996, la biblioteca “Los Mangos” actualmente alberga en su terreno aproximadamente 4 mil 900 metros cuadrados, de los cuales mil 700 están construidos y constituidos por ocho espacios de usos múltiples y una sala general. De acuerdo con información proporcionada por Adriana García, actual directora del lugar, el único aporte que brinda el ayuntamiento municipal a esta institución es el pago de nómina de un empleado, mientras que el de los seis restantes es pagado con el recurso que aportan los directores de la asociación.

Además, para poder subsistir y sostener el gasto anual de la biblioteca que asciende a más de 1 millón y medio de pesos, sus colaboradores realizan múltiples actividades durante todo el año, entre ellas cursos y talleres, que son pagados por las cuotas de los padres de familia y respaldadas por la colaboración gratuita de maestros o educadores. Cabe mencionar que lo recaudado se destina para comprar material, por ejemplo de limpieza y mantenimiento para la edificación, además para adquirir mesas, sillas, estantes y libros.

“Proveemos de un servicio cultural que nos genera ingresos base de donadores amplia; papá y mamá son los que pagan por una cuota por una clase y los maestros con quienes tenemos un convenio que vale mucho la pena, porque ellos con su trabajo contribuyen a un montón de servicios que no se cobran, como los servicios bibliotecarios”, expresó Adriana.

Otra de las entradas importantes de recurso para la biblioteca y por la cual también subsiste, son las rentas de sus espacios, que de acuerdo con lo informado por Adriana García, generalmente se realizan 3 al mes, es decir, 36 al año y por las cuales en lo que va del 2018 se han obtenido aproximadamente 40 mil pesos. Asimismo recalcó que lo recaudado en talleres, cursos y rentas, representa entre el 65 y 70% del sostenimiento de la biblioteca, mientras que el 25 y 30% restante, es aportado por la asociación.

En contraste, la biblioteca pública “Ciudades Hermanas” siempre ha contado con el apoyo económico del municipio, por ello, desde su creación no ha tenido que padecer por lo que actualmente pasa la de “Los Mangos”.

Hoy este recinto  que originalmente se encontraba ubicado en las inmediaciones del Parque Miguel Hidalgo, y que por motivos de mal estado en su infraestructura cambió de sede sobre la avenida México, justo en la colonia Mojoneras, fue renovada con una nueva construcción el 21 de agosto del 2003. Más pequeña que la de Los Mangos, esta biblioteca cuenta con tan solo una edificación de aproximadamente 70 metros cuadrados, que a su  vez integra un espacio de consulta de libros, un área infantil y un espacio de cómputo, todo dividido o nombrado por carteles.

De acuerdo con lo informado por Fabiola Mantecón, bibliotecaria y encargada de la biblioteca pública “Ciudades Hermanas”, son 3  las personas que colaboran para este lugar, y cuyos sueldos son subsidiados por el Ayuntamiento municipal.

Según dijo, esta biblioteca está ligada como responsabilidad directa del Instituto Vallartense de Cultura (IVC), por lo que constantemente forma parte de actividades que aportan al acervo cultural del municipio, por ejemplo en el festival “Letras en la Mar”, realizado anualmente en el mes de febrero.

A decir de este recinto constantemente es objeto de reparaciones o “manitas de gato”, ya que recientemente su fachada y algunas bardas laterales fueron pintadas, además de que en su interior fueron renovados varios letreros. Asimismo, esta semana “Ciudades Hermanas” recibió 153 nuevos libros, que se suman al inventario de  los mil 549 volúmenes existentes.

Mientras que en cuestión de equipamiento, tal y como lo señaló Fabiola Mantecón, pronto llegarán nuevas computadoras y algunas mesas de trabajo. “La verdad es de que pues si estamos siendo apoyadas”, recalcó.

Con una escasa asistencia de aproximadamente 30 niños y adolescentes al día, la biblioteca “Ciudades Hermanas” ofrece también cursos y talleres que son gratuitos y programados durante todo el año. A diferencia de la biblioteca “Los Mangos”, las bibliotecarias de “Ciudades Hermanas” acuden a diferentes escuelas, primarias y secundarias, con el fin de para atraer a más estudiantes.

“Mira abandonada no está, pero me gustaría que tuviéramos más gente, si tenemos niños y jóvenes, pero si mes gustaría tener más, como bibliotecarias siempre nos gustaría tener el lugar lleno”, concluyó la bibliotecaria del lugar, Fabiola Mantecón.

Fabiola Mantecón, bibliotecaria encargada de la biblioteca pública "Ciudades Hermanas" desde hace 8 años

 

 

Hilda Gómez, auxiliar bibliotecaria de la biblioteca pública "Los Mangos" desde hace 22 años (es la empleada con más antigüa del lugar)

  

Más Puerto Vallarta

Columna Invitada