Imprimir

El rastro municipal huele a corrupción, evidencia insensibilidad y falta de visión: Roberto González

on . Posted in Puerto Vallarta

Señaló que es lamentable que la ciudadanía siga pagando las consecuencias de actos insensibles y que huelen a corrupción, incluso de toma de decisiones que no corresponden a una ciudad o a un destino turístico de primer nivel como lo es Puerto Vallarta, sino a personas con visión corta


Por Daniela González

Urgió a buscar una solución en torno al cierre del rastro, ya que las nuevas instalaciones aún no están listas y tardarán mucho en estar completamente habilitadas, lo que representará un duro golpe al bolsillo de ciudadanos por el inminente aumento de los productos cárnicos como lo han advertido tablajeros e introductores de ganado.

Corrupción, insensibilidad social, mala planeación y falta de visión, es lo que una vez más deja ver el gobierno municipal en turno y el pasado encabezados por quienes ahora buscan seguir gobernando por el mal llamado “Movimiento Ciudadano”, que lejos de pensar en los ciudadanos, piensa en sus propios intereses, y de eso, un ejemplo es el rastro municipal, aseveró Roberto González, candidato del Partido Revolucionario Institucional a la alcaldía vallartense.

Al ser abordado por diferentes medios de comunicación, Roberto González se pronunció en torno a la venta de terrenos propiedad del municipio en administraciones pasadas encabezada en aquel entonces por Ramón Guerrero y solapada por Arturo Dávalos, quien quiere repetir en el cargo. En ese sentido, señaló que esta administración y la pasada demostraron no tener la visión de gobernar una de los destinos turísticos más importantes del país, por lo que la venta del terreno del rastro municipal “huele a un lamentable acto de corrupción entre las dos administraciones”.

Dijo que estos tipos de casos demuestran que no se quiere gobernar para todos, sino para unos cuantos, porque esto afectará la economía de los vallartenses y de los introductores de ganado quienes tendrán que trasladarse hasta el municipio vecino de Bahía de Banderas, al matadero de San Juan de Abajo, para abastecer de carne a las carnicerías de la ciudad, lo cual aumentará los costos de los productos cárnicos en la ciudad de hasta un 30% como lo han manifestado tablajeros, carniceros e introductores de ganado.

Señaló que es lamentable que la ciudadanía siga pagando las consecuencias de actos insensibles y que huelen a corrupción, incluso de toma de decisiones que no corresponden a una ciudad o a un destino turístico de primer nivel como lo es Puerto Vallarta, sino a personas con visión corta.

Urgió a buscar una solución en torno al cierre del rastro, ya que las nuevas instalaciones en la delegación Ixtapa aún no están listas y tardarán mucho en estar completamente habilitadas. De no tomarse decisiones y acciones pronto, se verá afectado el bolsillo de la ciudadanía, cuando el próximo lunes 28 de mayo aumente el precio de los productos cárnicos, después que así lo diera a conocer la Unión de Tablajeros de Puerto Vallarta.

Roberto González dijo que la solución viable era remodelar las viejas instalaciones del rastro municipal porque el costo-beneficio de vender el terreno y construir el nuevo rastro municipal saldrá más caro a la ciudad.

Más Puerto Vallarta

Columna Invitada